El vuelo de corrientes térmicas

Se encontraban tres amigos en un décimo piso, y dice uno:

– Si me tiro por la ventana, por el efecto de las corrientes térmicas vuelvo al punto de partida.

A lo que uno de los otros dos contesta:

– ¡Eso es imposible! Yo no me lo creo. A ver, salta!…

Va el amigo, salta, y efectivamente vuelve al mismo sitio. Al llegar le dice:

– ¿Ves como se puede? Prueba tú, verás.

Va el amigo, se tira y se estrella contra el suelo. A lo que exclama el amigo que quedaba arriba:

– Desde luego Superman, desde que te emborrachas, las lías muy gordas…