Las tres hermanas

Estaban en casa tres hermanas de noventa y dos, noventa y cuatro y noventa y seis años.

La de noventa y seis, se mete en la ducha, y al cabo de un rato exclama:

– ¿Alguien me sabría decir si estaba entrando o saliendo de la ducha?…

La de noventa y cuatro la escucha y sube por las escaleras. Pero en mitad de la subida, se para y dice:

– ¿Alguien me podría decir si estaba yo subiendo o bajando?…

Entonces la hermana menor de noventa y dos, que estaba en la cocina tomando el té exclama:

– ¡Espero no ser así de olvidadiza nunca en mi vida! Toco madera.

En esto que da tres golpes en la mesa y dice:

– Hermanitas, ahora voy a echaros una mano, pero antes voy a mirar quién ha llamado a la puerta!!…