me llaman enano

– ¡Mamá! ¡mamá! ¡En el colegio me llaman enano!

– ¿Y tú qué les haces hijo?

– ¡Pego un salto y le atizo en sus genitales!

– ¡Ese es mi niño!